Poco a poco he ido descubriendo la fórmula para conseguir hacer la sesión de embarazo en estudio que a mí misma me encantaría tener, y en este post quiero compartirlo contigo. 


 

Sesión de embarazo en estudio

«Una sesión de embarazo en estudio puede ser tan bonita como una sesión de embarazo en exterior.»

Al principio era escéptica, había estado tanto tiempo haciendo únicamente fotos de embarazada en exterior que dudaba que pudiera llegar a hacer cosas igualmente bonitas en estudio. Pero hay que reconocer que hacerse fotos en exterior en invierno es duro y sólo las más valientes se atreven, así que tuve que darle una oportunidad al estudio y pensar cómo podrían ser las fotos de embarazada en estudio que iba a proponer a mis clientas.

Lo primero de todo, debía asimilar que debía cambiar el planteamiento, y no intentar hacer lo mismo ni que se pareciera, sino encontrar una nueva receta pensada exclusivamente para las posibilidades que ofrece el estudio. La nueva imagen debía ser elegante y sofisticada y mostrar a la mujer en todo su esplendor, como protagonista de un momento único.

No voy a decir que fue fácil, acostumbrada a tener todo un paisaje con el que interactuar, pasaba a la nada. A un fondo y una mujer embarazada.

Existe una linea muy fina entre una imagen sosa y aburrida y una foto fina y elegante, en esencia son los mismo elementos, pero es la justa combinación entre ellos lo que separa una cosa de la otra.

El siguiente paso era encontrar la estética que iban a tener las fotos de embarazada en estudio, qué vestuario sería el adecuado, qué colores funcionarían mejor y qué luz sería la más favorecedora, etc. 

Poco a poco fui descubriendo la fórmula para conseguir hacer la sesión de embarazo en estudio que a mí misma me encantaría tener, y en este post quiero compartirlo contigo. 

 

Sesión de embarazo en estudio

 

Menos es más

Intenté incorporar elementos por miedo a hacer algo demasiado simple, pero por mucho que lo intentara, siempre acababa ganando claramente la foto más sencilla de la sesión. 

Me di cuenta de que la clave era encontrar la expresión más intensa, con la estética y luz adecuadas, y ¡Voilá! Ahí estaba la foto que iba buscando.

Parece sencillo, pero no lo es, para que la imagen funcione, todo debe estar en sintonía. La luz debe ser la apropiada para acompañar y reforzar el sentimiento que queremos transmitir, y el estilismo debe estar perfectamente coordinado para que nos ayude a hacer bella la imagen sin distraernos, pero cuando todo está ajustado sucede la magia! 

 

La ropa perfecta para una sesión de embarazada

 

Mientras en exterior tenemos mucha más libertad y posibilidades de hacer que muchas prendas funcionen, en la sesión de embarazo en estudio tiene que estar todo mucho más controlado y no sirve cualquier cosa. No todas las prendas, tejidos y colores funcionan igual. Unos tejidos pueden acompañar y ayudar a enfatizar la silueta de la mujer embarazada, y otros pueden hacer que pierda totalmente su bonita forma.

La conclusión a la que llegué tras al final fue que aunque requiriera un poco más de inversión, era mejor que proporcionara a mis clientas todo el vestuario para la sesión.

Si de por sí, ya es un momento en el que es difícil encontrar prendas que te favorezcan, imagínate el estrés que puede suponer el tener que ir de compras siguiendo todas las restricciones de colores y tejidos que se necesitan para que la sesión de fotos de embarazada salga bien.

Si estás leyendo este artículo porque estás embarazada y estás pensando en hacer tu sesión de fotos de embarazada en estudio, no tendrás que preocuparte por nada, ya que tendrás todo un vestuario a tu disposición, donde cada prenda se ha escogido para mostrar la belleza del cuerpo de una mujer embarazada.

 

Luz pensada para tus formas

La iluminación de una sesión de embarazo en estudio es muy importante. Se debe conseguir que cada luz y cada sombra esté en su justo lugar. La colocación de la luz hará que visualmente las formas sean de una forma o de otra.

Saber qué tipo de iluminación es más adecuado a cada mujer, con qué intensidad y desde dónde debe llegar esa luz, es la clave para mostrar lo más bonito del cuerpo de una mujer embarazada. Una luz mal colocada puede hacer que un cuerpo bonito no luzca como debería y puede acentuar volúmenes que justamente tratamos de disimular. 

Para las sesiones de embarazo en estudio me gusta utilizar luces suaves y favorecedoras sin olvidar que también hay que crear sombras para resaltar las curvas que tiene el cuerpo de una mujer embarazada. Queremos que la barriguita luzca con volúmen, y que las facciones de la cara y el resto del cuerpo se vean estilizadas gracias a unas sombras bien colocadas. 

 

Una sesión adaptada a cada mujer

Porque no todas las mujeres somos iguales, las sesiones no deben ser iguales para todas. Cada una se siente cómoda con diferentes poses, diferentes prendas y diferentes niveles de desnudo. Antes de cada sesión averiguo cómo le gustaría que fuese su sesión a mi próxima modelo, qué colores le gustan, cómo es y con qué nivel de desnudo está cómoda.

Las respuestas son muy variadas, y según sus preferencias preparo la sesión. Nadie está obligado a hacer nada que no quiera y hay soluciones para todas las manías!

 

Sesión de embarazo en estudio
 

 

¿Quieres que prepare tu sesión de fotos de embarazo en estudio?

 

Pulsa sobre el siguiente botón, cuéntame más sobre ti y te escribiré para informarte de todos los detalles para tu sesión. 

Espero verte pronto!

Más información

 

Si tienes dudas, puedes llamarnos al 688 96 26 26. 

P.D. Gracias a la preciosa Esther por dejarme usar sus fotos. 


Alba Soler – Especializada fotografía de embarazo y recién nacido en Xàtiva, Valencia.
Sesión de fotos de embarazo en Xàtiva, Valencia

♥♥♥